Un pastel de coliflor con queso para triunfar.

Este pastel de coliflor con queso está exquisito. Además, al presentar la coliflor en forma de pastel resultará más atractiva para el público infantil. Es muy sencillo de hacer y está delicioso.

¿Qué vamos a necesitar?

 

1 coliflor

100 gr. de mantequilla

1 cucharada de harina

3 huevos

Pizca de queso Emmental rallado

sal.

 

¿Cómo lo hacemos?

 

Quitamos las hojas verdes a la coliflor, la lavamos en agua fría y retiramos el tallo central, ahuecándolo por debajo con un cuchillo.

En una olla ponemos agua con sal. Cuando el agua comience a hervir añadimos la coliflor entera, que deberá cocer con la olla destapada de 30 a 45 minutos.

También puedes hacer la coliflor al vapor si tienes la vaporeta que así conservará todos sus nutrientes.

Una vez tengamos la coliflor cocida, machácala hasta conseguir un puré espeso.

Derrite la mantequilla en una cazuela con un poco de aceite de oliva.

Añade la cucharada de harina y rehógala con la mantequilla hasta que desaparezcan todos los grumos.

Incorpora el puré de coliflor a la cazuela y rehoga el conjunto durante un par de minutos.

Pasa el puré de coliflor a un bol, salpimenta y, una vez se haya templado, añádele los huevos batidos y el queso rallado.

Mezcla bien e introduce el resultado en un molde redondo apto para horno.

Cocinamos en el horno, precalentado a 180ºC, hasta que la superficie quede bien dorada.

 

Mini truco:

Si quieres evitar el fuerte olor que despide la coliflor durante su cocción, añade un poco de miga con leche a la olla.

 

¡Listo nuestro pastel!

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *