Pollo con cerveza.

La cerveza es bien conocida por su sabor, mismo que en la gastronomía nos da un toque muy particular que combina perfectamente con algunas proteínas. Hoy os propongo que hagamos esta receta de muslos de pollo con cerveza.

Para la preparación de esta receta yo prefiero usar los muslos de pollo, pero también podrían usar otra pieza del ave como las piernas o la pechuga. Sin embargo, esta última, por su textura y consistencia, no sería la más adecuada.

 

¿Qué necesitamos?

  • Cuatro piezas de pollo (muslos),
  • media cebolla,
  • dos cucharadas de aceite vegetal,
  • dos cucharitas de maicena,
  • una taza de cerveza
  • una taza de caldo de pollo,
  • una cucharada de miel de abeja,
  • una cucharada de mantequilla,
  • sal

 

¿Cómo lo hacemos?

Iniciaremos calentando una cucharada de aceite en una sartén grande en la cual colocaremos los cuatro muslos de pollo con la piel hacia abajo.

Dejamos en la lumbre a intensidad media por unos ocho minutos y volteamos dejando otros ocho minutos.

Retiramos el pollo de la sartén, lo colocamos en un recipiente para horno, sazonamos con sal, y ponemos en el horno caliente a 180ºC unos 20 minutos.

 

La salsa:

Mientras tanto prepararemos la salsa de cerveza. Para ello picamos la cebolla y la sofreímos en una sartén con la otra cucharada de aceite.

Cuando la cebolla esté transparente le agregamos la harina y revolvemos.

Enseguida vertemos el caldo de pollo, la cerveza, revolvemos y seguimos con la miel.

Disolvemos la maicena en un poco de agua y la añadimos a la salsa.

Revolvemos bien por unos tres minutos para que empiece a espesar un poco.

 

Sacamos el recipiente del horno con los muslos y regamos la salsa de cerveza que acabamos de preparar sobre el pollo. Volvemos a poner en el horno otros 10 minutos.

 

¡Listo!!!!

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.