Pastel de atún y calabacín sencillísimo al horno.

Seguimos con las ideas de que nuestros peques coman verduras. Hoy os traigo un delicioso pastel de atún y calabacín muy fácil de hacer para que te animes.

Ya veréis que esta os va a gustar y podéis cambiar el calabacín por cualquier otra verdura. ¡Imaginación que no falte!

  • Calabacín, 1 grande
  • Tomate frito Orlando o tu marca habitual
  • Huevos, 2
  • Atún en aceite, 2 latitas
  • Aceite de oliva virgen extra, para engrasar la cazuela del horno, la de barro
  • Orégano, ½ cucharada
  • Sal

¿Cómo lo hacemos?

Precalentamos el horno a 200ºC

Lavamos bien el calabacín, lo secamos y lo cortamos en rodajas de aproximadamente medio centímetro de grosor.

Engrasamos una fuente apta para horno con un poco de aceite de oliva virgen extra, colocamos una capa de rodajas de calabacín, salamos ligeramente, cubrimos con tomate

repartimos por encima una latita de atún escurrido y regamos con un huevo batido.

Repetimos con una capa de calabacín, tomate, atún y el otro huevo -hay que acordarse de salar ligeramente el calabacín y el tomate cuando lo coloquemos-.

Espolvoreamos con el orégano

Tapamos con papel de aluminio y horneamos 30 minutos a 200ºC

¡Y ya está!

No me digas que es complicado… ¿y sencillo? ¡Sencillísimo!

2 Comentarios
  1. Carme Casán Guillem
    | Responder
    • Nuria
      | Responder

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *