Crema inglesa con vainilla y canela.

La crema inglesa es una salsa que se utiliza en la elaboración de distintos postres en repostería, de hecho, es base para la confección de helados.

Su elaboración, parecida a la de la crema catalana y la crema pastelera, es muy sencilla y si lo deseas puedes modificar su sabor a tu gusto según el uso que necesites darle.

Ingredientes

  • 1 taza de Agua
  • 1 litro de Leche semidescremada
  • 8 huevos
  • 200 gramos de Azúcar
  • 1 rama de Canela
  • 1 piel de limón o Vainilla
  • 10 gramos de Maicena

 

¿Cómo lo hacemos?

 

Para comenzar a preparar la crema inglesa, calentamos la leche con el aromatizante (corteza de limón y canela en rama o vainilla).

 

Separamos las yemas de las claras de los huevos. Puedes reservar las claras para hacer un nevado o merengue casero si estas preparando algún postre especial.

 

Mezclamos las yemas con el azúcar removiendo con la batidora o a mano.

 

 

Incorporamos la leche caliente sobre la mezcla anterior sin dejar de remover hasta obtener una crema líquida como la del flan. Previamente, disuelve la maicena en la leche.

 

Calentamos a fuego muy suave hasta que se espese ligeramente. Esta cocción puedes hacerla en baño de maría o a fuego muy suave.

 

 

Removemos la mezcla de la crema inglesa constantemente hasta que cuaje, procurando que el líquido no se agarre a las paredes del recipiente en ningún momento.

 

¡Y listo!!!!

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *